CÓMO RECLAMAR ESTAFAS POR INTERNET


En el mundo actual, en el que la contratación de servicios se hace por Internet, la adquisición de ciertos productos o servicios puede conllevar ciertos riesgos de los que debemos alertarnos. Tal es así que el número de fraudes y engaños se ha incrementado en los últimos años de manera exponencial, siendo los más comunes los abusos en tarjetas de crédito, en los que se solicita el número de la tarjeta con el código de seguridad en webs de baja confianza para posteriormente efectuar cargos de difícil cancelación.

 

Otras estafas comunes son oportunidades de negocio y timos del tipo “Trabaje desde su propia casa”, en los que se ofrecen unos planes de ingresos muy elevados trabajando desde el hogar y como jefe propio, pero es necesario invertir previamente en la compra de alguna maquinaria o productos que jamás tienen salida. Otro sistema bastante extendido en páginas de contenidos audiovisuales (fútbol, contenido adulto, descargas legales…) consiste en solicitar la descarga e instalación de un programa para poder entrar gratuitamente en la web. Pero lo que ocurre realmente es que, sin que usted lo sepa, el programa marca un número internacional de pago (tipo 906 en España) a través del cual se accede a la web, por lo que mientras usted se divierte viendo fotos y vídeos su factura telefónica se incrementa a velocidad de vértigo.

 

Por último, el fraude más novedoso son las recetas milagrosas para curar cualquier enfermedad y que se encuentran frecuentemente en la Red, la mayoría de ellas sin ningún respaldo médico o control de autoridades sanitarias, por lo que aparte de ser una estafa pueden incluso suponer un riesgo adicional para la salud del enfermo.

 

Si, por desgracia, se encuentra en esta situación y ha sido víctima de algunas de estas prácticas, nuestro consejo es que interponga de manera inmediata la oportuna denuncia ante la Comisaría Policial correspondiente, ya que disponen de un cuerpo especializado en este tipo de delitos que se encargarán de paralizar estas prácticas y ponerle freno lo más rápidamente posible para evitar que se siga cometiendo el delito.

 

Por cierto, en muchos casos, dicho servicio jurídico lo puede tener cubierto por su compañía de seguros, (por ejemplo con la póliza de hogar), y por tanto resultar gratuito. Por eso le aconsejamos leerse el contrato de seguros y buscar el apartado “Defensa Jurídica”, antes de hablar con su compañía para que sean ellos los que realicen su reclamación sin coste alguno. O bien, el despacho de abogados que usted considere, también sin coste alguno, pues se hará cargo su compañía de seguros. Si tiene alguna duda en este sentido, no dude en hacernos llegar su póliza y nosotros le informaremos gratuitamente si dicha póliza cubre su defensa.

 

Necesito Abogado quiere garantizar un trato próximo y completamente accesible a sus clientes, por ello nos comprometemos a responder gratuitamente a todas las consultas iniciales en un plazo breve, no mayor de 24 horas y, además, hacerlo mediante un asesoramiento personalizado, para lo que sólo tiene que enviarnos un email a info@necesitoabogadomadrid.com o si lo prefiere llamarnos al siguiente nº de teléfono 917710210.