Expertos extrajudiciales recomiendan a los abogados para gestionar las transacciones de las Cláusulas Suelo


El perfil de los profesionales que pueden gestionar las transacciones derivadas de las reclamaciones por las Cláusulas Suelo de las hipotecas deberían ser “abogados u economistas, que certificasen que esa cantidad que se debe es cierta”. Asi lo expresa Javier Iscar, secretario general de el Centro de Mediación y Solución de Conflictos y presidente de la Asociación Europea de Arbitraje (CEMED), en una información aparecida en Confilegal, que ante las informaciones sobre la propuesta del Gobierno acerca de una mediación extrajudicial asegura que “no podemos hablar de método extrajudicial realmente como los que son el arbitraje y la mediación y sí de una transacción dirigida por un experto”.

Poner en marcha esta transacción dirigida supone que el perjudicado acredite los intereses pagados de más como prueba “y lo más importante que las dos partes están de acuerdo en que aquella que generó el conflicto debe pagar el total del perjuicio causado, sin quitas. Aquí no hay por tanto ni mediador ni árbitro, aunque habrá un tercero que gestione dicha actividad entre las partes”. Iscar advierte también sobre el sobrecoste que este mecanismo va a suponer, días va a generar un sobre coste que “debería ser imputado a los propios bancos”, en su opinión, aunque sospecha también que no va a ser así.

Sobre el perfil de estos profesionales señala, “tenemos que hablar de expertos en este tipo de herramientas y que se limitasen a comprobar que la deuda que reclama el consumidor se ajusta a lo que reclaman. El cálculo de ese dinero es sencillo de calcular y no debería generar problemas. Podríamos ver aquí en este papel a abogados u economistas, entre otros expertos, que certificasen que esa cantidad que se debe es cierta”. Un dato que añade nuestro interlocutor es que sean independientes de las partes “Hay que darse cuenta que también las personas jurídicas pueden reclamar si tienen cláusulas suelo nulas por su falta de transparencia en su hipoteca”.

Íscar cree que el problema generado por las cláusulas suelo puede solucionarse en pocos meses, porque “el fondo del asunto ya está resuelto”, y añade que “es mejor buscar una solución caso a caso, donde se puede encontrar una solución sin sobrecostes ni para bancos ni para los consumidores. Un arbitraje como el de Bankia es impensable. La banca ya ha perdido y el fallo del TJUE (Tribunal de Justicia de la Unión Europea) ya da la razón a la otra parte en todos los asuntos. No hay mediación, porque no es un caso donde las dos partes tengan algo de razón ni arbitraje porque no hay nada que arbitrar, ya está todo solucionado”. A su juicio habrá muchos particulares que vayan a la via judicial y prefieran el pleito tradicional frente al modelo que se les ofrece.

Por su parte, Antonio Sánchez-Pedreño, presidente de la Corte de Arbitraje de la Cámara de Madrid y de su Centro de Mediación, considera que “se puede hablar de intervención negociada, no de un arbitraje que creo no sería eficaz para esta cuestión”. Sobre la judicialización del asunto coincide con otros expertos indicando que depende de la “voluntad de la banca de llegar a acuerdos”, y afirma también que “es mejor que las negociaciones las haga el consumidor caso por caso que de forma colectiva para resolver su asunto”.

 

(Fuente: Confilegal)