Nuevas condiciones para el permiso de paternidad


Recientemente, y tras varios aplazamientos anuales, entró en vigor el permiso de paternidad de 28 días naturales desde el pasado 1 de enero, por lo que a modo de resumen recordaremos sus notas más importantes:

Para acceder a la prestación, y de forma previa, el padre habría cotizado en Seguridad Social un mínimo de 180 días en los últimos 7 años anteriores a su paternidad, o también existe la opción de haber cotizado un mínimo de 360 días durante toda su vida laboral.

El padre dispone de 2 días naturales de permiso retribuido por la empresa, a disfrutar seguidamente al alumbramiento del niño. Caso de precisar desplazamiento de más de 200 km por cada trayecto, aumentará 1 día más natural de permiso, si bien es recomendable examinar el convenio colectivo de aplicación para examinar la duración exacta.

Tras este permiso de “convenio”, viene propiamente dicho el permiso de Paternidad que paga directamente la Administración, suspendiéndose el contrato entre empresa y trabajador. La empresa deja de remunerar, si bien cotiza por la cuota empresarial durante dicha paternidad de 28 días naturales.  El disfrute de paternidad ha de transcurrir de forma continuada, y puede hacerse a tiempo completo o a tiempo parcial, partiendo del parámetro de que 28 días serian a tiempo completo.

En el caso de un parto múltiple, desde el segundo hijo en adelante se adicionará a este permiso de paternidad otro descanso de 2 días naturales por cada hijo. P.ej. en caso de trillizos tendríamos 28+2+2 = 32 días naturales.

Por último, indicar que el padre puede solicitar al INSS su prestación de paternidad junto a la prestación de maternidad de la madre (si procede) en la misma gestión, y si dispone de certificado o firma digital, podrá tramitarlo vía telemática.